La demanda de trabajo volvió a tropezar en abril con una caída de 46,3 % con respecto al mes anterior, cortando una racha de 3 subas consecutivas. En términos interanuales, la caída fue del 62,3 %, la más baja de los últimos seis meses. En cuanto al desempeño de los diferentes meses de abril, el correspondiente a 2019 es el valor más bajo de la serie 2007–2019 y se encuentra muy por debajo del valor promedio para dicho mes (78,4 puntos).

La demanda de trabajo desagregada por categoría mostró por segunda vez en el año a la categoría Servicios como la más demandada durante abril, repitiendo lo sucedido en enero pasado. Los pedidos se distribuyeron en abril de la siguiente manera: Servicios (44,2 %), Técnicos y profesionales (23,3 %), Comercial (20,9 %) y Administrativo (11,6).

Finalmente, el 25,6 % de los pedidos de trabajo requirieron a personas de sexo masculino y el 7 % de sexo femenino. El 67,4 % restante de los pedidos laborales fueron de sexo indistinto (18,6 %) o que no cuentan con esa información (48,8 %).

Informe completo

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *